ACE
 
 
     Patrocinadores:
AEB
 
 
ACTUALIDAD  
Aprobado el Real Decreto de apoyo al sector
Redacción
Rubes Editorial

El Consejo de Ministros aprobó recientemente el Real Decreto para la aplicación de las medidas del programa de apoyo al sector vitivinícola español, que se encuentran definidas en el Programa Nacional de Apoyo que cada Estado miembro remitió a la Comisión Europea el pasado 30 de junio de 2008 y que sustituyen a las tradicionales medidas de regulación de mercado que se han venido aplicando al sector vitivinícola.

Este Real Decreto tiene especial repercusión en el sector vitivinícola, ya que afecta a un total de 700 000 explotaciones que cultivan viñedos en España, con una superficie global de 1 100 000 ha y una producción media de 40 millones de hL de vino y mosto anuales. El valor de la uva producida asciende a un total de 1120 millones de euros, a lo que habría que añadir el valor añadido de la transformación.

La nueva normativa recogida en el Real Decreto representa un cambio importante en las medidas de apoyo al sector ya que se sustituyen las antiguas intervenciones dirigidas fundamentalmente a la regulación de mercado por medidas dirigidas a mejorar la competitividad. Para estos fines se destinarán a España en 2009 un total de 465 millones de euros de los 1200 millones que dedica la UE al sector. El texto aprobado contiene la normativa básica para la aplicación de las medidas de promoción en terceros países, la reestructuración y reconversión del viñedo, la eliminación de subproductos de vinificación, y las destilaciones de alcohol para uso de boca y de crisis.

El contenido de las distintas medidas se recoge a continuación:

Promoción en terceros países

La medida de promoción pretende mejorar la posición competitiva de los vinos españoles y contribuir a la consolidación o a la apertura de nuevos mercados en terceros países.

En la gestión de esta medida participarán tanto el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino como las Comunidades Autónomas y, en el seguimiento y evaluación del desarrollo y ejecución de la misma, se contará, además, con el asesoramiento tanto de las organizaciones representativas del sector como del Instituto de Comercio Exterior (ICEX).

Reestructuración y reconversión de los viñedos

Esta norma desarrolla el marco de aplicación de la medida de reestructuración y reconversión de los viñedos, dando amplia libertad a las Comunidades para profundizar en su aplicación en función de las necesidades de cada una. Esta medida se aplicaría mediante planes de reestructuración de carácter colectivo y que los viticultores deberán presentar ante el órgano competente de las Comunidades Autónomas.

El Real Decreto especifica los requisitos mínimos que deben tener los planes de reestructuración en cuanto al número de agricultores, superficies y tamaño de las parcelas, así como el coste de las operaciones financiables.

Eliminación de subproductos

La eliminación de subproductos comprende la destilación de los mismos como medida de mejora de calidad de los vinos a elaborar, estableciendo los montantes de las ayudas a los destiladores, así como los plazos y condiciones. Además, se establece la posibilidad de utilizar un procedimiento de retirada controlada.

Destilación de uso de boca

La ayuda a la destilación de uso de boca tiene por finalidad adaptar el sector a la desaparición de una medida similar existente en la anterior normativa. En el presente decreto se fijan los procedimientos para optar a la ayuda por hectárea así como la cuantía de la misma y demás requisitos que deben cumplir los beneficiarios.

Destilación de crisis

También se contempla la posibilidad de proceder a la apertura de una destilación de crisis cuando las circunstancias lo requieran, determinándose con posterioridad las condiciones de la misma en función de la situación que la ha originado, con la limitación presupuestaria y de precio que establece la legislación comunitaria.

FUENTE: Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino

[30.03.09]