ACE Revista de Enología - CIENCIA
Patrocinadores:
AEB
ACE Revista de Enología
Asociación Catalana de Enólogos
  Portada revista Biblioteca Buscar en ACE Archivo Web anterior Navegador Enológico Suscribirse a ACE Enviar E-mail
|Portada|Biblioteca|Búsqueda|Archivo|Navegador|Suscripción|Correo|
Ciencia y Tecnología Otros artículos científicos  

Los efectos de la reforma de los planes de estudio en la carrera de enología

Rosario García Gómez
Facultad de Ciencias, EAI, Universidad de La Rioja

Situación actual

El título oficial de licenciado en enología se creó mediante el Real Decreto 1845/1996 de 26 de julio del Ministerio de Educación y Ciencia. En él se establece que los estudios conducentes a la obtención del título se articulen como una licenciatura de sólo segundo ciclo, con una duración de dos años. Para cursar estos estudios es preciso estar en posesión de un título de ciclo corto (ingeniero técnico agrícola) o haber superado el primer ciclo de alguna de las titulaciones de biología, química, farmacia, ingeniero agrónomo o ingeniero químico. Por ello, cuando un estudiante inicia los estudios de enología, los aborda con una formación científica básica previa.
 
El título, obtenido mediante estas vías, otorga las competencias profesionales de enólogo, regulado por el Real Decreto 595/2002 del Ministerio de la Presidencia y por la Orden del Ministerio de Agricultura que las desarrolla.
 
Como cualquier licenciatura, el título permite continuar la formación en enología a través de los estudios de doctorado tras los que se obtiene el grado de doctor en enología, máxima acreditación académica que otorga la universidad.
 
Convergencia hacia el Espacio Europeo de Educación Superior (EEES)

Los Estados miembros de la Unión Europea, tras la firma de la Declaración de Bolonia en 1999, se comprometen a avanzar hacia la consecución del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES), en el que los títulos oficiales sean fácilmente reconocidos entre los diferentes países. Se conviene que todos los títulos de enseñanza superior expedidos en Europa contabilicen su magnitud en términos de esfuerzo de los alumnos para adquirir unos determinados conocimientos, técnicas y habilidades. Esta «moneda única de educación superior europea» es el ECTS (sistema de transferencia de créditos europeos). En los ECTS se integran las enseñanzas teóricas y prácticas, así como otras actividades académicas entre las que se incluyen las horas de estudio y de trabajo del estudiante. El proceso de convergencia completo debe culminar en 2010.

Sin embargo, en España se ha querido dar al proceso una dimensión mayor: el sistema universitario español ha recibido el EEES como un horizonte de cambio, en la denominación de los títulos, en la duración de los estudios y, sobre todo, en las metodologías docentes, dirigido a mejorar la calidad de la educación superior.

El marco español

El Ministerio de Educación y Ciencia ha establecido las bases para la ordenación de las enseñanzas universitarias oficiales mediante el Real Decreto 1393/2007 de 29 de octubre, estructurándolas en tres ciclos, denominados grado, máster y doctorado.

Las enseñanzas de grado tienen como finalidad la obtención por parte del estudiante de una formación general orientada a la preparación para el ejercicio profesional. Las de máster conducen a la adquisición de una formación avanzada, de carácter especializado o multidisciplinar; y las de doctorado, como hasta ahora, tienen como finalidad adquirir formación avanzada en investigación.

Figura 1. Estructura de los niveles de títulos universitarios. La edad es una orientación sobre la secuencia temporal estimada de un estudiante a tiempo completo.

Lo que difiere radicalmente del sistema actual es que el Ministerio no va a crear una relación de títulos oficiales, sino que deja a las universidades que, con la autorización de las comunidades autónomas, decidan qué títulos van a impartir, con las únicas condiciones de que justifiquen la necesidad social y académica de los mismos y de que obtengan la acreditación de calidad por la ANECA (Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad).
 
De licenciado en enología a graduado en enología

Ante la libertad que otorga el Ministerio, la primera decisión que habrá de tomarse es la de decidir la tipología de los estudios, ¿grado o máster? Los representantes de las universidades que actualmente imparten el título de licenciado en enología han apostado por el de grado. Así se está realizando en la mayoría de los países de Europa. Los diversos sectores del vino coinciden en este principio. En consecuencia el título que se impartirá será el de «graduado en enología», semejante a otros como «graduado en química» o «graduado en matemáticas».

Organización de las enseñanzas en el plan de estudios

Todo título de grado deberá tener una carga de trabajo de 240 ECTS, estructurados en cuatro cursos; y todos deben incluir 60 ECTS de materias básicas.

Los estudiantes podrán iniciar los estudios tras la superación del bachillerato y las pruebas de acceso a la universidad, si las hubiere. Es por tanto necesario que los planes de estudios aborden en el primer curso las materias de carácter científico básico e introductorias a la enología para, en los cursos sucesivos, ir profundizando en las materias disciplinares en orden creciente de dificultad. Las prácticas en bodega comercial y el trabajo de fin de grado se realizarán en el cuarto curso.

Tabla 1. Esquema de la secuencia de materias del plan de estudios de enología

Curso

Tipo de materias

Módulos

Primero

Científicas básicas

Biología, física, química, matemáticas, bioquímica,...

Segundo y tercero

Materias básicas y materias específicas de enología

Viticultura (Ampelología, climatología y edafología, cultivo y protección del viñedo, genética, fisiología de la vid)
Química, bioquímica y microbiología enológicas
Tecnología e ingeniería enológicas
Análisis sensorial
Cultura, economía y legislación vitivinícolas
Otras
Prácticas integradas de viticultura
Prácticas integradas de enología

Cuarto

Optativas
Prácticas en bodega
Trabajo fin de grado

 

Este esquema de plan de estudios recoge las sugerencias propuestas por la OIV sobre los requisitos necesarios para la formación de los enólogos.

Cada universidad organizará los módulos de contenidos en las asignaturas que estime y establecerá un catálogo de optativas, pero en todas habrá un núcleo central común y una secuencia formativa semejante.
 
No obstante lo anterior, el nuevo sistema de enseñanza universitaria pretende ser más flexible que el actual y va a permitir que los técnicos en vitivinicultura no sólo tengan acceso a los estudios de grado de enología sino que les puedan ser convalidados créditos entre los títulos de técnico superior de la formación profesional y las enseñanzas universitarias de grado, como se establece en el Real Decreto 1688/2007 de 14 de diciembre, por el que se ha creado el título de técnico superior en vitivinicultura.

Formación permanente en enología

El grado proporciona una formación básica con el que se adquieren las competencias profesionales propias del enólogo; pero la formación debe durar toda la vida. Las universidades podrán ofertar máster de especialización en enología, bien de forma individual, o de tipo interuniversitario o internacional si las universidades firman los preceptivos convenios de colaboración. Un máster consta de 60 o 120 ECTS.

La enología no es ajena al sistema de I+D+I. El avance del conocimiento es indispensable para promover el desarrollo y la innovación y ello va ligado a la formación de doctores, a la existencia de grupos de investigación y a la transferencia de los resultados de esa investigación a la sociedad y al sector. Por ello, la formación enológica ha de tener continuidad en los pertinentes estudios de doctorado. Los programas de doctorado constarán de dos partes, la primera de formación, con una duración de 60 ECTS y una segunda de investigación, consistente en la realización de una tesis doctoral. Esta fase de investigación también se podrá abordar si se está en posesión de un determinado máster oficial. Al final del programa de doctorado se obtendrá el título de doctor. Del mismo modo que anteriormente, los programas de doctorado podrán ser interuniversitarios e internacionales.

Conclusiones

Podemos concluir que la formación no va a diferir sustancialmente de la actual y el tiempo dedicado tampoco va a ser muy diferente. Sí cambiarán, sin embargo, los métodos que deberán atender al aprendizaje del alumno, expresado en competencias adquiridas, igual que en todos los grados.

[31.03.08]
Arriba
|Portada|Biblioteca|Búsqueda|Archivo|Navegador|Suscripción|Correo|
(C) ACE Revista de Enología
(C) de la publicación: RUBES EDITORIAL