sponsors@iubmb-febs-2012.org ACE Revista de Enología
Patrocinadores:
ACE Revista de Enología
Asociación Catalana de Enólogos
  Portada revista Biblioteca Buscar en ACE Archivo Web anterior Navegador Enológico Suscribirse a ACE Enviar E-mail |Portada|Biblioteca|Búsqueda|Archivo|Navegador|Suscripción|Correo|
Noticias Destacadas Otras noticias  
El tapón de corcho unido al vino de calidad es el producto de referencia de los consumidores y de las bodegas
Joan J. Puig
Director del Instituto Catalán del Corcho
La polémica creada por intereses de determinadas marcas privadas, que no son de tapones de corcho, ha generado una literatura periodística, que no científica, en torno a una polémica que, como se verá, es artificial e interesada.

Desde el sector corcho-taponero entendemos que, en los diferentes mercados, aparezcan nuevos productos: este es uno de los principios a respetar que rigen la lógica del libre mercado. Lo que ya no es normal es la confusión generada en las bodegas, de manera expresa, por alguna parte deshonesta, parcial y ejemplo de economía de mercado salvaje en el que todo vale.

Intentemos, pues, clarificar algunas cuestiones:

· El mercado mundial de botellas de vinos se puede situar entre 18 000 y 20 000 millones de botellas, según estimaciones de la Organización Internacional de la Viña y el Vino.
· El sector de tapones de corcho suministra más del 90 % de ese mercado, por lo que es indudable afirmar que el tapón de corcho es líder mundial en tapones para vinos tranquilos y espumosos.
· El tapón de corcho va íntimamente unido al concepto moderno de economía vitivinícola de calidad por lo que de posibilista tiene con relación a la necesaria guarda y transporte del vino en un comercio global.
· El tapón de corcho es un producto natural, extraído de la corteza de un árbol, Quercus suber, con unas connotaciones de preservación del medio ambiente incluida flora y fauna, así como contra la desertización (según la Unión Europea y WWF/Adena), y es un ejemplo de producto ecosostenible, que permite que las personas disfrutemos de un futuro posible.
· Teniendo una presencia en el mercado de más de 150 años podemos afirmar con rotundidad que el sector corcho taponero es un ejemplo de producto con seguridad alimentaria demostrada para los consumidores, cosa que otros productos deberán demostrar con el tiempo.
· Se imputan al tapón de corcho –a través de campañas de desprestigio de intereses privados–, la generación de desviaciones sensoriales en los vinos en porcentajes inverosímiles (5 %), pero que fácilmente hacen fortuna en la prensa no experta.

En cambio, estudios anglosajones serios, que no tienen eco en los medios, sitúan esas desviaciones sensoriales en porcentajes del 0,6 % de un mercado del 90 % del total mundial de vinos.

Es importante destacar que nada se lee en la prensa (por que nada se dice) de los porcentajes de reclamaciones por malos gustos en los vinos, ocasionados por el resto de productos sintéticos. Y a fe que los hay en porcentajes mucho mayores al 5 %.

El sector corchero como colectivo no ha querido entrar a replicar falsas imputaciones de particulares y ha preferido explicar las evoluciones del producto tapón de corcho en temas de calidad, de investigación y desarrollo de los últimos años.

Todo ello a sabiendas que una noticia negativa, aunque a menudo falsa, genera más atención que las muchas positivas que se divulgan como colectivo. Y eso aunque ingenuo, es la honestidad en el mercado. Como el corcho: algo natural y honesto.

Con todo, el sector corcho taponero ha llevado a cabo en los últimos 10 años una profunda transformación positiva para situarse como una industria propia del siglo XXI.

Algunas pautas reales de esa transformación, fácilmente contrastables, son:

· Se ha desarrollado internacionalmente un Código de Buenas Prácticas Taponeras con un sistema de auditoríaas anuales, externas e imparciales a las empresas para garantizar que el producto es transformado según un estricto proceso garantista (véase SYSTECODE). El sistema creado tiene tal analogía con los sistemas HACCP de las industrias alimentarias que, en la próxima edición del Systecode, ya se evoluciona hacia ese objetivo.
· Se ha llevado a cabo un proceso de implementación de sistemas de calidad: ISO 9000:2000, ISO 14000, EMA’S, Prevención de Riesgos Laborales, etc.
A título de ejemplo Cataluña (http://www.aecork.com/) como motor de estos cambios tiene más del 50 % de su colectivo empresarial certificado ISO 9000:2000 y tiene la primera empresa del mundo en su sector en estar acreditada EMA’S por la Unión Europea, además de seis empresas certificadas ISO 14000.
· Se ha llevado a cabo un proceso de normalización del producto tapón de corcho, a través de AENOR, que hoy ya cuenta con nueve normas UNE publicadas sobre producto final (UNE 56921 a 56929) y que son referencia en las relaciones para el control de calidad proveedores de tapones-bodegas.
· Se han desarrollado estudios comparativos con otros tapones donde se constata, por parte de personas e instituciones no corcho-taponeras, que el tapón de corcho es el mejor producto posible con muchísimas menos incidencias en los vinos que otros tipos de productos ( http://www.corcho-web.com).

Por otro lado, se han publicado artículos especializados en importantes revistas científicas*, se han presentado pósters en diferentes congresos científicos, se han realizado sistemáticamente estudios forestales sobre, por ejemplo, medidas silvícolas y fitosanitarias para la mejora de las explotaciones suberícolas y medidas de interrupción de la procreación del Coroebus undatus, además de los proyectos CRAFT europeos realizados por empresas privadas corcheras.

A pesar de todo lo expuesto se sigue generando una mala imagen del sector corchero que sólo puede obedecer a dos motivos: a una expresa mala fe por lograr una mayor cuota de mercado, o a la desinformación y el desconocimiento de quienes le achacan a este sector no haber evolucionado en temas de investigación o calidad.

Finalmente, y como muestra que el proceso de modernización del sector corcho taponero catalán es fruto de la convicción en el futuro y de la certeza de disponer del mejor producto posible, debemos mencionar que uno de los primeros Planes de Innovación Industrial de la Generalitat de Catalunya es el Plan Piloto del Sector Corchero.


* Se puede consultar, por ejemplo:
«Sealing and Storage Position Effects on Wine Evolution», Journal of Food Science 2002; 67 (4).
«Evaluation of an extraction method in the determination of the 2,4,6-trichloroanisole content of tainted cork», Journal of Cromatography A 2002; 953.
«Relationship between sensory and ionstrumental analisys of 2,4,6-trichloroanisole in wine and cork stoppers», Analytica Chimica Acta 2004; 513.


*
En defensa del corcho
[28.09.04]
Arriba
|Portada|Biblioteca|Búsqueda|Archivo|Navegador|Suscripción|Correo|
(C) ACE Revista de Enología
(C) de la publicación: RUBES EDITORIAL